Cara y cruz para los equipos locales durante el pasado fin de semana.

En un fin de semana atípico, en el que solo dos de los equipos locales han disputado jornada, debido a la festividad del 1 de mayo, hay que volver a destacar al C.B. Junior femenino, que en su caso recuperó uno de los partidos aplazados por COVID y precisamente ante su último rival ligero, el Basket Cervantes, al que ya venció en su visita a Ciudad Real. Esta vez, a pesar de un mal comienzo, la victoria fue un poco más amplia: 49-41, con cierta solvencia en el tramo final del partido. Una temporada que va de menos a más y que por desgracia se a hacer “corta” ya que solo quedan tres jornadas en las que poder disfrutar de la extraordinaria progresión del equipo.

La otra cara de la moneda la volvió a ofrecer el CF Infantes, sumido en una profunda mala racha de resultados, sin conseguir la victoria desde hace más de dos meses. Esta vez cayó en Villanueva de Alcardete por 4-2, club que además da alcance a los nuestros en la clasificación, relegándolos a las 11ª plaza. Por delante restan aún dos jornadas de liga para intentar recuperar, al menos, la plaza recientemente perdida. CLASIFICACIÓN.

Los clubes de fútbol sala, al igual que los equipos participantes en las competiciones del deporte escolar, retoman la competición este próximo fin de semana.